Compartir

Lionel Messi se reencontró con el gol después de tres fechas sin marcar en la liga española, pero el Barcelona empató 2-2 de local con el Celta de Vigo y comprometer así su ventaja como puntero respecto a sus más inmediatos perseguidores: Valencia, Atlético de Madrid y Real Madrid.

El Barsa sigue líder destacado e invicto, ahora con 36 puntos y cinco de ventaja sobre el Valencia, que recibe el domingo al Getafe después de haber empatado 1-1 con los azulgranas la semana pasada.

Messi ejerció nuevamente de líder en el estadio Camp Nou, donde niveló a los 22 minutos el gol inicial de Iago Aspas (20) por el Celta. El argentino aprovechó un servicio de Luis Suárez para definir entre las piernas del arquero.

Además de aportar su tanto 13 del campeonato, el rosarino destacó también como generador de juego, y facilitó el tanto del uruguayo Luis Suárez a los 62.

Pero el también charrúa Maxi Gómez igualó a los 70 por el Celta, que dio la campanada en el retorno de su entrenador, Juan Carlos Unzué, al lugar donde ejerció de segundo entrenador las tres últimas temporadas.

Compartir